J’Accuse!

Hoy hablamos de uno de los dos juegos de Smirk & Dagger que poseemos en nuestra ludoteca, se llama J’Accuse! y es un juego de de lo más intenso.

31159652812_7072c724b5_c

Se trata de un juego ideado por Jonathan Lavallee con ilustraciones de Malin Falch. Es un juego recomendado de 3 a 6 jugadores de más de 14 años, con una duración aproximada de media hora, incrementándose hasta la hora completa si aumentamos el número de participantes.


¿DE QUÉ VA?

En J’Accuse! nos vemos envueltos en el reciente asesinato de M. Harpagon Richard. Todos teniamos una mala relación con él, pero solo uno ha cometido la atrocidad… ¡Debemos defender nuestra inocencia!

30481800934_09f33cabd1_z

En otras palabras, J’Accuse! se trata de un juego de cartas de acciones simultáneas y votaciones, en las que debemos inculpar con un motivo, una oportunidad y un arma a alguno de nuestros rivales para que carguen con la muerte del señor Harpagon.


¿QUÉ LLEVA EN LA CAJA?

El contenido de la pequeña y gruesa caja es el siguiente:

  • 6 cartas de personajes sospechosos.
  • 25 cartas de Prueba, divididas en:
    – 8 Motivos.
    – 8 Oportunidades.
    – 9 Armas.
  • 24 cartas de Sospecha. Un set para cada jugador con cuatro cartas:
    – Izquierda.
    – Derecha.
    – Enfrente.
    – J’Accuse!
  • 16 cartas de Investigación: 9 simples, 6 dobles y 3 triples.
  • Una carta de inspector con su peana.

Sin llegar a ser un microjuego, nos encontramos con pocos componentes. Y es que, como iremos viendo, las reglas no son demasiado complejas, sino que se le da, como en algún otro juego social de Smirk&Dagger, mucha importancia al metajuego que se crea en el ambiente en el que nos encontremos mientras jugamos. Las miradas, las traiciones y las decisiones tensas no están en la caja, pero dan una mayor dimensión a la experiencia.

31159651862_ac5e462e4f_z

Poco contenido, buen continente y mucha diversión.


¿CÓMO SE JUEGA?

En una partida de J’Accuse! cada jugador comienza con un personaje frente a él. El personaje tendrá un motivo, una oportunidad y un arma a los que será inmune por su trasfondo y relación con Harpagon. Además, tendremos un set de Sospecha con las cuatro opciones posibles que veremos más adelante y tres cartas de Investigación que iremos usando cuando seamos Inspectores.

31159649952_9410f17320_z

Los seis sospechosos con su trasfondo y sus cuartadas para una Prueba de cada tipo.

El jugador activo de cada ronda es el Inspector. En la primera ronda, el Inspector será el que cruce los brazos a modo de acusador de forma más rápida. No os preocupéis, no aporta demasiadas ventajas, y menos al principio del juego.

30481803894_c0260856e7_z

El Inspector será el encargado de elegir la carta de Investigación en base a la que votaremos esta ronda.

Frente a la izquierda del jugador inicial, colocamos una carta de Motivo, frente al jugador inmediatamente a su izquierda, una carta de Oportunidad, y una carta de Arma frente al tercero. Estas pruebas son las que están actualmente en juego. Siempre habrá una Prueba de cada tipo sobre la mesa que irá pasándose de manos hasta que inculpemos a alguien y se revele una Prueba nueva para sustituirla.

La rondas se basan en ir moviendo las Pruebas que hay sobre la mesa de modo que podamos evitar tenerlas frente a nosotros y podamos usarlas contra nuestros enemigos. Tras esto, debemos usar nuestra acción de Sospecha con la carta J’Accuse! para acusar a nuestro rival y estar un paso más cerca de nuestra libertad.

1- El Inspector debe escoger, a escondidas, una de sus cartas de Investigación. En ella veremos de uno a tres tipos de Pruebas. De ese modo, si en la carta aparece la M y la O, quiere decir que en esta ronda solo aplicaremos las acciones de Sospecha sobre las Pruebas de Motivo y Oportunidad, dejando donde está la carta de Arma. En cierto modo, el Inspector elige qué cartas van a moverse esta ronda.

32293607202_d3d9fb6f73_z

Un ejemplo de carta de Investigación. En esta ronda, las acciones solo influirán a los Motivos y Oportunidades que haya sobre la mesa, el Arma permanecerá intacta.

2- Tras elegir una carta de Investigación, colocarla boca abajo y poner la peana de Inspector encima, debemos votar. Todos empezamos con cuatro cartas: izquierda, derecha, enfrente y acusar. ¡Cuidado! Hasta que no usemos las cuatro cartas no las recuperaremos, por lo que debemos vigilar en qué momento usamos cada una de ellas. El sistema de votos es sencillo: necesitamos una mayoría simple para llevar a cabo una acción, pero en caso de empate se llevará a cabo la acción de J’Accuse! y pasaremos a acusar a los jugadores.

Así, las cartas de IZQUIERDA o DERECHA nos permitirán pasar hacia un lado las cartas de Prueba que aparezcan en la carta de Investigación que ha elegido el jugador activo. Por su parte, la carta de ENFRENTE permite que el poseedor de cada una de las Pruebas indicadas en la carta de Investigación elija a quién quiere pasársela siempre que no esté inmediatamente a su izquierda o derecha. Por último, J’ACCUSE! nos permite inculpar. De ese modo, si sale un J’Accuse! con mayoría o con un empate, los jugadores que tengan frente a ellos alguna Prueba mostrada en la carta de Investigación deberán cogerla y colocarla sobre su carta de personaje.

30496011733_413474d7cd_z

En definitiva, debemos ir usando cartas de Sospecha para desplazar las cartas de Prueba que tengamos frente a nuestro personaje e intentar inculpar cuando estemos libres de acusaciones. Recordemos que cada personaje tiene ciertas inmunidades, por lo que podemos estar tranquilos si tenemos una prueba frente a nosotros si somos inmunes a ella.

Tras inculpar, debemos revelar una nueva Prueba del mismo tipo que irá a parar a la izquierda del Inspector actual, justo del mismo modo que en el inicio de la partida.

31159646732_7d3f3f1628_z

Así, la partida irá progresando, pasándose el rol de Inspector y usando cartas de Investigación y de Sospecha. Recordemos que, hasta usar las tres cartas de Investigación iniciales, no robaremos nuevas. De este modo, debemos organizarnos y elegir en qué momento nos interesa más mover unas Pruebas u otras. Lo mismo pasa con las cartas de Sospecha; solamente las recuperamos tras votar cuatro veces. ¡No es nada agradable tener que usar el J’Accuse! cuando quedan pruebas sobre tu personaje! Así que debemos pensar bien qué hacer y qué creemos que votará el resto de la mesa.

En el momento que alguien haya acumulado una Prueba de cada tipo ya tenemos al culpable. ¡El asesino ha sido revelado! Él será el perdedor mientras que el resto de participantes habremos ganado y seremos libres.


¿CÓMO QUEDA EN LA MESA?

J’Accuse!  no requiere un gran espacio. Frente a cada jugador colocamos la carta de personaje y, por el centro, iremos pasando las pruebas y la ficha de inspector. ¡Poco más! No hay más componentes que distraigan, pero lo poco que hay sobre la mesa debe tenerse bien controlado.

32372610012_033bb1ef3c_z


¿QUÉ ME PARECE?

J’Accuse! es un juego que, en su primera partida, nos muestra su parte más caótica, dejando para las siguientes los matices del lenguaje no verbal y la interpretación de tus compañeros.

Es uno de esos juegos donde el metajuego tiene una importancia inconmensurable. Debemos prestar atención a la situación en cada turno y  ver qué podría interesarle jugar a tus rivales. Si no jugamos un poco a sabiendas de lo que sacarán tus oponentes no será fácil ganar mayorías en ninguna votación.

31188973691_c8a3dda78b_z

Continuando con el tema de ganar mayorías, debemos saber que a partidas de 4 jugadores, donde cualquier empate se resuelve con un j’accuse, no nos gustó tanto, por la dificultad añadida de predecir lo que hagan tus rivales. En definitiva, el juego funciona igual, pero tendremos el problema de que, en muchas ocasiones, habrá empates a dos y el resultado acabará en acusación.

31159645482_4a5a518e99_z

Es un juego en el que la tensión estará presente en todo momento, ya que debemos controlar que pruebas tiene el resto frente a su personaje. No debemos olvidar que cada jugador tiene protección hacia ciertas pruebas, con lo que si pretendemos inculparle debemos cerciorarnos de que no las tiene frente a él.

La variedad de cartas de Investigación pueden dar más de un dolor de cabeza. A veces seremos los Inspectores de la ronda pero no tendremos una buena carta de Investigación para mover las pruebas a nuestra voluntad, y este es un elemento de descontrol justo y suficiente para romper nuestros planes en algún momento de la partida.

Nos ha gustado que no incluya una mayor cantidad de personajes ya que, si echamos unas cuantas partidas de una forma rápida y continuada, podemos acabar aprendiendo los comodines de cada personaje y, así, poder acelerar un poco más los turnos.

30496010843_5b826b88a6_z

También nos gusta el concepto de «solo perdedor». Aquí nadie gana. Todos queremos salir airosos del asesinato. Es gracioso ver que solo uno de nosotros pringará y el resto seremos los ganadores.

En definitiva, un juego con gran interacción, rápido y algo difícil de dominar hasta que entiendes cuándo y cómo usar las cartas de Sospecha del modo más eficaz. Un juego fresco, distinto a lo que estamos acostumbrados y en el que todos ganamos menos el asesino. Un buen juego siempre que en vuestro grupo de jugones os gusten los juegos de corte social y seáis, preferiblemente, 5 o 6.


PUNTOS POSITIVOS

  • Juego social diferente: nos gusta el tema de las votaciones y, sobre todo, que no haya un único ganador sino un perdedor.
  • Pocos componentes, mucho metajuego: el juego gana mucho dependiendo del grupo en el que se saque, se beneficia de conocer al resto de participantes.
  • Materiales excelentes: a pesar de incluir pocos componentes, éstos son de muy buena calidad y, además, incluye detalles innecesarios como la peana para el Inspector.

PUNTOS NEGATIVOS

  • Difícil adquisición: no es fácil encontrar en nuestro país ejemplares del juego.
  • Dependiente del número de jugadores: por esa mecánica de empates=acusación a veces vemos que a partidas de cuatro jugadores se da demasiado habitualmente. Aun así, debemos correr con el riesgo y cambiar un poco nuestra manera de votar.

Este juego ha sido cedido por Smirk & Dagger Games para poder redactar la reseña así como tomar las fotos. Gracias por el detalle.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: